Tanto si estás en el mundo SysAdmin como si no, a lo mejor te has encontrado con casos en los que necesitas conectarte a más de un equipo remoto por SSH.

En su día vimos para qué sirve un cliente de escritorio remoto y algunas alternativas, aunque en el caso de Linux, a la hora de trabajar con servidores remotos, la cosa cambia un poco. 

 

Como conectarse mediante SSH

 

Al trabajar con varias máquinas, cada máquina tendrá su usuario, contraseña y su IP o nombre de host correspondiente. Para conectarse a una máquina remota, basta con una terminal y escribir el comando siguiente para conectarse a nuestra máquina remota (asumiendo que se conecta desde el puerto 22, el puerto por defecto):

 

Copiar

 

Si no sueles acceder con frecuencia, es un método totalmente válido y te sacará del apuro. Sin embargo, si necesitas acceder muchas veces hay métodos más cómodos y herramientas que ayudan a gestionar más de una conexión. En el post de hoy vamos a ver algunas, tanto para conectarse mediante SSH o VNC (GNU/Linux), como por RDP (Windows).

 

Herramientas para gestionar conexiones SSH / RDP

 

Existen un buen puñado de gestores para conectarse a varios equipos, incluso a la vez. En este caso solo voy a mencionar las que me parecen más interesantes y/o uso en mi día a día. Las hay que funcionan en todos los sistemas otros solo para sistemas Windows o GNU/Linux, y algunas en formato web. Pasamos a verlas:

 

MremoteNG

 

Empiezo la lista con una de mis favoritas, MremoteNG. Es una herramienta muy simple con la que podremos gestionar nuestras conexiones remotas de manera muy sencilla. Tan solo debemos instalarlo, añadir una IP o nombre de host y conectarnos mediante el protocolo que escojamos.

Soporta varios tipos de conexiones, SSH, RDP o VNC entre otras, es muy sencilla de utilizar y podremos exportar nuestras credenciales a un archivo si fuese necesario. Lo que más me gusta es que la interfaz es totalmente minimalista, por lo que se hace agradable.

Es una herramienta de código abierto, y está disponible para sistemas Windows.

 

MobaXterm

 

MobaXterm es un gestor de conexiones para Windows con un montón de funciones. Es más completa que MremoteNG, aunque su interfaz, si bien es cierto que está más cuidada en algunos aspectos, está mucho más cargada, y en algunos casos tendremos que soportar publicidad y algunas restricciones a la hora de conectarnos.

Es una herramienta muy completa, el pero es que tiene versión gratuita y de pago, como ya comentamos, la gratuita está un tanto limitada. Está disponible para sistemas Windows.

 

Remmina

 

Remmina es el cliente para conexiones remotas por excelencia para sistemas GNU/Linux. Cuenta con soporte para varios protocolos, entre ellos como no SSH y RDP, y un montón  de opciones para personalizar la experiencia. Lo cierto es que es una aplicación que me encanta, por su flexibilidad y lo limpia que es a la hora de trabajar con ella.

Es de código abierto y está disponible de forma gratuita para casi cualquier sistema GNU/Linux.

 

Termius

 

Terminamos la lista con un cliente web para gestionar conexiones SSH, como es el caso de Termius. Al ser una aplicación web es, por tanto, multiplataforma, lo que nos permite conectarnos desde donde sea necesario, allá donde tengamos una conexión a internet podremos gestionar nuestros servidores fácilmente.

Cabe mencionar que, aunque tiene una versión gratuita, para desbloquear su potencial tendremos que pasar por caja, evidentemente con un buen puñado de funciones extra, y aplicación para Android / iOS.

 

Gestiona tus conexiones de manera sencilla

 

Como ves, no es necesario complicarse demasiado para gestionar varias máquinas al mismo tiempo, con ayuda de estas aplicaciones podrás administrar varios equipos, sean VPS (servidores virtuales), máquinas dedicadas o incluso tus propios equipos de escritorio.

Para SSH en Windows, es necesario mencionar que algunas  de estas herramientas funcionan sincronizadas con el cliente PuTTY (el emulador de terminal más famoso), aunque estas apps que hemos visto resultan bastante más cómodas. Evidentemente para conectarse a equipos de escritorio existen otras  alternativas, pero a la hora de teclear en una consola, se agradece un poco de comodidad y no tener que escribir cada vez que queramos acceder a una máquina remota.

Espero que te haya sido de utilidad el post, no olvides compartirlo si te resulta interesante.